La forma en que los consumidores toman decisiones de compra cambia constantemente, por lo que es importante reevaluar continuamente su estrategia de ventas con su personal. Vender cualquier tipo de producto o servicio puede ser una línea muy fina para caminar: debe encontrar el equilibrio perfecto entre ser persuasivo pero no arrogante o molesto.

Esto requiere una planificación cuidadosa, pero afortunadamente, con una estrategia sólida, puede asegurarse de que su empresa se mantenga constante y cierre más negocios.

Debe recordar que cuando se trata de hacer una venta, el cliente debe ser lo primero. A continuación se presentan algunas de las estrategias más efectivas para ayudar a cerrar sus ventas más rápido:

1. Identifique al tomador de decisiones.

No importa en qué industria se encuentre, conocer al tomador de decisiones es crucial para un cierre rápido. Muchas veces, los que toman las decisiones enviarán a alguien más al fuego para obtener toda la información que puedan sobre su empresa. Si este es el caso, asegúrese de ponerse en la cabeza del tomador de decisiones para que pueda personalizar su argumento de venta según los intereses de esa persona. incluso si no están allí.

Por supuesto, su mejor escenario es que se siente con el tomador de decisiones. Haz lo que puedas para programar una reunión con esa persona.

2. Sea real.

Un cliente puede sentir si estás siendo genuino durante el proceso de venta. En otras palabras, es importante transmitirle al cliente que te preocupas por su negocio y no solo por el trato. Salir demasiado calculado puede desanimar a la gente; sin embargo, recuerde que no hay nada de malo en estar preparado. Está bien parecer que está listo para cada pregunta que se le presente, simplemente no actúe como si no le importaran los mejores intereses del cliente.

3. Crea un sentido de urgencia.

Adjunte una fecha límite al trato para ayudar a darle al cliente un incentivo para comprometerse. Ya sea un descuento o algo gratis, hazles sentir que tienen la sartén por el mango. Esto no significa apurar al cliente; simplemente significa tratar de darles una pequeña razón adicional por la cual su producto o servicio es la opción correcta, y la opción correcta en este momento.

4. Superar las objeciones.

Preparar la presentación de ventas para abordar y superar posibles objeciones puede acelerar cualquier trato. Si algo lo toma desprevenido, es posible que deba tomarse un tiempo para pensar en una solución. En un artículo anterior de Inc. publicado aquí, el experto en ventas Tom Searcy llama a esto tener un «mapa de minas terrestres». Al tener un esquema de los problemas anticipados y un análisis cuidadoso de los riesgos, puede reducir la resistencia.

Recomiendo encarecidamente sentarse con todo su equipo de ventas y hacer que cada persona plantee objeciones que podrían anticipar. Déles su argumento de venta y vea si hay alguna objeción que usted y su equipo puedan haber pasado por alto.

5. Conoce a tu competencia.

Competir por negocios es difícil. Conocer las áreas en las que es más competitivo que su competencia puede conducir a ese cierre rápido. Una vez más, todo esto se trata de preparación. Investigue y asegúrese de tomar nota de algo que esté haciendo y que su competencia no esté haciendo. Este es a menudo el punto de venta más importante, por lo que no desea ignorarlo.

6. ¡Cuidado con lo que dices!

No pongas tu pie en tu boca. Manténgalo al grano y concéntrese en sus áreas de especialización. Quieres ser real y agradable, pero tienes que seguir siendo profesional.

Las opiniones expresadas aquí por los columnistas de Inc.com son propias, no de Inc.com.

6 estrategias de ventas efectivas para cerrar tratos más rápido

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *